Masiva marcha al Ministerio de Trabajo Preparemos el Paro Nacional CTA-CGT

Spread the love
Guillermo Pacagnini Coordinador de la Corriente Sindical del MST- Mesa Nacional de CTA

Guillermo Pacagnini Coordinador de la Corriente Sindical del MST- Mesa Nacional de CTA

El miércoles 14 miles de trabajadores salimos nuevamente a la calle, convocados por la CTA y la CGT. Esta vez, luego de realizar cortes en los accesos a la Capital, nos movilizamos al Ministerio de Trabajo.
Como se ve en Buenos Aires y las demás provincias, Cristina y los gobernadores no quieren escuchar nuestros reclamos. Ellos cuidan los negocios de los capitalistas y piensan en la campaña electoral. Por eso se necesita un nuevo Paro Nacional para pararles la mano. Hay condiciones por abajo para hacerlo y prepararlo.
Miles y miles en las calles. Temprano en los cortes, luego frente al Ministerio de Trabajo, los trabajadores volvimos a demostrar que no estamos dispuestos a pagar la crisis.
Mientras los compañeros de la CGT llegaban desde Belgrano y 9 de Julio, la columna encabezada por la CTA arrancó con fuerza en el Obelisco. No sólo el frente del ministerio, fueron varias cuadras completas las que ocupó la marcha. La unidad de acción volvió a marcar que justeza cuando se trata de enfrentar el ajuste.

Buenos Aires y demás provincias, adelantos de un modelo agotado

La convocatoria se hizo en un marco de luchas provinciales, encabezadas por docentes y estatales, con una expresión muy fuerte en la Provincia de Buenos Aires. Los distritos son el “eslabón débil” de un modelo que privilegia a las corporaciones mientras se destruye sistemáticamente lo que es de todos. Por eso, el año pasado en todas ellas se aprobaron presupuestos de achique y recortes a la salud, educación, cultura, etc., a la vez que se sostenían toda clase de ventajas impositivas para las grandes empresas.
Con la entrada de la crisis internacional y la reducción de las arcas nacionales, ha quedado a la vista para millones que este modelo con más de una década nunca resolvió los problemas del país y ahora, en su agotamiento pretende que de nuestros bolsillos se paguen los platos rotos.
Hay que entender estas crisis provinciales como un adelanto de lo que se va a venir en todo el país si continúa este modelo de entrega y saqueo.

Cristina y los gobernadores, socios en el ajuste

Como siempre ocurre cuando los problemas se hacen visibles, los de arriba se pasan la culpa unos a otros. Desde el año pasado, en Buenos Aires, Córdoba, Santa Cruz, Capital y demás distritos la rosada y los gobernadores se culparon mutuamente de aguinaldos no pagados, jubilaciones recortadas, crisis financieras, trabas en el servicio del subte, etc. Utilizando los medios, buscaron meternos a todos en sus disputas.
Ahora, en lugar de hacerse cargo, Cristina, Scioli, De la Sota, Peralta, Macri y demás gobernadores intentan el mismo recurso de pasarse la pelota. Lo cierto es que todas las administraciones, sean del signo que fueran, han sostenido este modelo desde que existe. Sin reparar en el saqueo y la entrega, el abandono del transporte y la destrucción de lo público. Y todos han definido medidas de ajuste sobre los salarios, las condiciones de trabajo y demás derechos de los trabajadores. Con milimétrica precisión, detrás de la pirotecnia electoral, votan juntos los presupuestos de ajuste.

Preparemos el Paro Nacional CTA-CGT

Mientras sale esta nota los docentes y estatales en gran parte del país siguen de pie. También se inician paritarias en otros gremios. Diez provincias con conflictos docentes, seis de salud, varias con los auxiliares de educación y los trabajadores administrativos en pie de lucha, demuestran que el déficit fiscal y las crisis provinciales dominan la escena. Pero el estancamiento económico, también coloca en situación de riesgo al sector privado.
Es evidente que ni el ministro ni la presidenta piensan atender las demandas, ceder el aumento general de salarios, garantizar paritarias libres, anular el impuesto al salario y universalizar las asignaciones, como puntos urgentes. Si hasta Caló, Yasky y demás aplaudidores se han quedado esperando anuncios que nunca llegaron ni llegarán.
El 20N fue el paso más importante de una unidad en la acción correcta. Y nos permitió colocar en la agenda nacional los reclamos de los trabajadores y otros sectores atacados por el modelo. Desde la Corriente Sindical del MST, estamos convencidos de que la actual situación plantea que se avance en la preparación de un Paro Nacional CTA-CGT.
No hay otro camino para torcer el rumbo que Cristina y los gobernadores vienen definiendo.
Se viene el Congreso Nacional y en las regionales de la Central. De allí tiene que salir la convocatoria al Paro y el llamado a la CGT para hacerlo en unidad.
Son millones los que quieren un cambio de rumbo.
La CTA puede seguir creciendo si los convoca con una propuesta de lucha a la altura de las circunstancias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *